Omnicanalidad: estrategias de digitalización para el comercio
Con el fin de mejorar los procesos que configuran el desempeño omnicanal de las tiendas tradicionales, presentamos una serie de claves y herramientas.
10 | NOV | 2022

La estrategia omnicanal aplicada al comercio pone al consumidor en el centro de la experiencia. Por esa razón, el sector minorista está aplicando herramientas y generando recursos con el objetivo de captar la atención de los compradores.

 

En ese sentido, proponemos un repaso de estrategias de digitalización que permiten mejorar la operación omnicanal y la experiencia de compra unificada. Algunas de ellas son: uso de códigos QR, probadores virtuales, realidad aumentada, self-checkout, WiFi y virtual selling. Una de las claves es que evitan la fricción en la experiencia de compra.

 

El QR se posiciona como un enlace que puede comunicar el canal físico con el online. Así le otorga un valor agregado a la parte de experiencia de compra de cliente. El cliente puede conocer las características de los productos con más detalle, incluso de aquellos que no lo muestran en su descripción.

 

Unión de estrategias, lo mejor para la digitalización

 

La combinación de distintas estrategias es clave para conocer qué tipo de productos interesan a determinado público. Cada vez habrá más comercios cuyo enfoque será la experiencia de compra del cliente y es por eso que están comenzando a dar importancia a los probadores virtuales.

 

En cuanto a la realidad aumentada, la clave es pensar una estrategia enfocada en las prestaciones del smartphone. Por eso esta herramienta cobra importancia en la experiencia de compra. Sobre todo, como apoyo de acciones promocionales en fechas especiales.

 

El self checkout o autoatención es clave para satisfacer a los clientes que prefieren procedimientos más ágiles en su interacción con las tiendas, sobre todo en la etapa del proceso de pago.

 

La importancia de los datos

 

Pero nada de esto tendría sentido sin la octava estrategia: el wifi. Una estrategia centrada en wifi permite captar información y traducirla en áreas de oportunidad. Se pueden realizar personalizaciones, saber cuán seguido el cliente va a la tienda y hacer los ajustes correspondientes para mejorar la experiencia.

 

En el caso del virtual selling, cabe señalar que es el modo en que el vendedor “entra” a la casa del cliente para conocer sus necesidades. No solo es importante por la constante comunicación entre ambos actores, sino porque facilita la resolución inmediata de dudas sobre diferentes productos, incluyendo lanzamientos. Así, el cliente no necesita estar presente físicamente en la tienda.

 

También es importante tener en cuenta que estas herramientas son un medio, un recurso facilitador. No un fin en sí mismo. La clave es utilizarlas en la medida que se adapten al perfil del comercio que las implemente.

 

El cliente no conoce de canales ni se preocupa por diferenciarlos. Lo que conoce y busca son experiencias. Por eso la implementación de tecnología para digitalizar el perfil del comercio pequeño y mediano debe considerarse fundamental, si queremos mejorar la experiencia de compra del cliente y favorecer su fidelización.

 

Fuente: The Logistics World.